10 septiembre 2006

Levántate, ve a por unos churritos y tómatelos en casa

En Bravo Murillo, La Antigua Churrería nos da la posibilidad de mantener la tradición de ir a por los churros y el chocolate y traérnoslos a casa para darnos un festín en la mañana del fin de semana. Este local tiene ya más de 100 años aunque está totalmente remodelado e incluso adaptado para minusválidos. Dos son sus claves: el chocolate espeso, dulce y suave, y los churros y porras crujientes y recién hechos. Pero hay más. Se pueden tomar tapas, cañas y una gran variedad de tés e infusiones. Y además, tiene terraza.

3 comentarios:

MaeMae dijo...

Yo quiero!! Tenemos que quedar un sábado o un domingo por la mañana y vamos a por el desayuno

Pablo Maderuelo dijo...

Pues como no nos demos prisa me da a mi que te enviamos los churros a tu nueva familia, y así les descubrimos que Spain is different

MaeMae dijo...

Jo, desayunar chocolate con churros en París, leyendo el periódico y con una boina... qué bohemio!!